Todas las que somos convocamos, invocamos 
al encuentro del amor 
a través de la libertad.

Mujer de luna
Mujer de tierra
Mujer de agua
Mujer de fuego
Mujer de viento

 

Somos cantantes, cirqueras, curanderas, chocolateras, maestras, comunicadoras, bailarinas, teatreras, madres, entre

otras profesiones. Tenemos un objetivo en común, cantar para re-establecer las relaciones femeninas, entre nosotras y con todas nuestras relaciones, honrando a los dadores de la vida, reconociendo ser descendientes originarias, del agua, del fuego, del viento y la tierra, poniendo en el centro de nuestras vidas lo que nos une como una sola creación, el AMOR.